Banner Horizontal
ACTUALIDAD RELIGIÓN

La Iglesia se adapta al no cambio de fase en la Comunidad y abrirá sus templos con condiciones en cada parroquia de Leganés

Banner Horizontal

 

 

  • Templos abiertos en horas determinadas y sacerdotes disponibles para atender a los fieles, confesión y comunión a quien lo solicite, sin celebrar el culto público

Los diferentes templos católicos de nuestra ciudad esperaban el cambio de fase en la desescalada. Sin embargo, la noticia conocida el viernes de que la Comunidad se mantenía en la fase 0 provocó una reacción inmediata por parte de la Diócesis de Getafe que remitió un comunicado a los sacerdotes.  Muchas de las parroquias ya estaban preparadas para el cambio.

Banner Horizontal

En el mismo, al que ha tenido acceso LEGANEWS, se hacían una serie de consideraciones y de pautas que las parroquias de nuestra ciudad ya han difundido o están haciendo entre sus parroquianos.

Así recuerdan que “se permitirá la apertura de los templos en unas horas determinadas, que establecerá la parroquia o el responsable del templo, para facilitar la visita de los fieles dentro de lo establecido por la ley”.

Atención a los fieles

Del mismo modo “los sacerdotes estarán disponibles para atender a los fieles -también para confesar y administrar la comunión a quien lo solicite- siguiendo las normas dadas, sin que se pueda celebrar el culto público”.

Además, desde la Diócesis se recuerda que “se ha de tener en cuenta la diferencia de población y otras circunstancias que se dan en nuestra diócesis, y entre parroquias y arciprestazgos”.

Tal y como ha venido sucediendo hasta ahora se pide que “se sigan realizando las iniciativas pastorales que se han venido proponiendo hasta ahora por parte de las parroquias, a través de los nuevos medios de comunicación social, para llegar a las casas de nuestros fieles, y que ellos han recibido como el cuidado de la Iglesia Madre”.

Permisos y obligaciones al cambiar de fase

En el BOE publicado hoy, en la Orden relativa al cambio de fase, se establecen las medidas que han entrado en vigor en las regiones que sí lo han hecho. En la misma se permite la asistencia a lugares de culto siempre que no se supere un tercio de su aforo y que se cumplan las medidas generales de seguridad e higiene establecidas por las autoridades sanitarias.

Explica el texto que si el aforo máximo no estuviera claramente determinado se podrán utilizar los siguientes estándares para su cálculo: espacios con asientos individuales: una persona por asiento, debiendo respetarse, en todo caso, la distancia mínima de un metro; espacios con bancos: una persona por cada metro lineal de banco; espacios sin asientos: una persona por metro cuadrado de superficie reservada para los asistentes. Para dicho cómputo se tendrá en cuenta el espacio reservado para los asistentes excluyendo pasillos, vestíbulos, lugar de la presidencia y colaterales, patios y, si los hubiera, sanitarios.

Determinado el tercio del aforo disponible, se mantendrá la distancia de seguridad de, al menos, un metro entre las personas. El aforo máximo deberá publicarse en lugar visible del espacio destinado al culto.

Banner Horizontal

Ni procesiones, ni exteriores

Recuerda la orden que “no se podrá utilizar el exterior de los edificios ni la vía pública para la celebración de actos de culto”. Esta frase ha provocado inquietud en algunos sacerdotes que interpretan una prohibición expresa, y no temporal, de las procesiones.

En el texto publicado en el BOE se recuerda que “sin perjuicio de las recomendaciones de cada confesión en las que se tengan en cuentan las condiciones del ejercicio del culto propias de cada una de ellas, con carácter general se deberán observar el uso de mascarilla con carácter general”. Además “antes de cada reunión o celebración, se deberán realizar tareas de desinfección de los espacios utilizados o que se vayan a utilizar, y durante el desarrollo de las actividades, se reiterará la desinfección de los objetos que se tocan con mayor frecuencia”.

Entradas y salidas

Explica como serán las entradas y salidas: “Organizadas para evitar agrupaciones de personas en los accesos e inmediaciones de los lugares de culto”. Además de poner “a disposición del público dispensadores de geles hidroalcohólicos o desinfectantes con actividad virucida autorizados y registrados por el Ministerio de Sanidad, en todo caso en la entrada del lugar de culto, que deberán estar siempre en condiciones de uso”.

La Orden no permite “el uso de agua bendecida y las abluciones rituales deberán realizarse en casa”. Insiste en la colocación recordando que “se facilitará en el interior de los lugares de culto la distribución de los asistentes, señalizando si fuese necesario los asientos o zonas utilizables en función del aforo permitido en cada momento”.

En una clara alusión a la religión musulmana se señala que “en los casos en los que los asistentes se sitúen directamente en el suelo y se descalcen antes de entrar en el lugar de culto, se usarán alfombras personales y se ubicará el calzado en los lugares estipulados, embolsado y separado”.

El menor tiempo posible

Todo ello, limitando “al menor tiempo posible la duración de los encuentros o celebraciones” y recordando que “durante el desarrollo de las reuniones o celebraciones, se evitará el contacto personal, manteniendo en todo momento la distancia de seguridad; la La distribución de cualquier tipo de objeto, libros o folleto; tocar o besar objetos de devoción u otros objetos que habitualmente se manejen y la actuación de coros”.

 

Información

Añadir Comentario

Click aquí para publicar un comentario

* Debes hacer click en la casilla de verificación RGPD

*

Estoy de acuerdo

Publicidad

Secciones