ACTUALIDAD DEPORTES FUTBOL

Ni el mejor guionista: Mantovani, autor de los tres goles del partido de la derrota del Lega (2-1) en Huesca

  • El defensa marcó los tres goles del partido: en primera puerta para los pepineros y dos de cabeza para el Huesca

  • El partido deparó que volviesen a coincidir en el campo el central y su excompañero Syzmanowski, año y medio después

El mejor guionista de emociones en el fútbol habría firmado un partido de fútbol en el que el que ha sido ‘el gran capitán del Lega’ durante cinco años, el tipo que formó parte con su coraje de las páginas blanquiazules más gloriosas, el que ascendió de Segunda B a Segunda y de Segunda a Primera, Martín Mantovani, fuese el protagonista del cierre de la temporada. Un año después de su adiós no estaba en el once, pero fue el gran protagonista del partido con la elástica oscense.

El cierre de la temporada para el CD Leganés, con salvación incluida, y para el Huesca, con descenso incluido, era esperar que la casualidad quisiese que dos de los héroes del ascenso del Lega a Primera (Syzmanowski y Mantovani, que también lo fue de Segunda B a Segunda) coincidiesen sobre el césped.  Ambos ligaron su nombre a la historia pepinera.

Ninguno de los dos había aparecido por los onces iniciales, pero ambos estaban en sus respectivos banquillos. El del equipo oscense, Martín, fue el primero en aparecer por el césped. Lo hizo sustituyendo a un compañero. Uno ya estaba en el campo. Y lo que nadie podía imaginar era que iba a ser el que escribiera la historia más inesperada. El otro miraba hasta que fue llamado para calentar.

Inesperado gol

Los que queríamos verlos juntos de nuevo nos frotábamos las manos. Pero mira por donde que la casualidad, aunque lo más correcto sería decir la fatalidad, quiso empezar a hacer de las suyas. Un balón centrado desde la derecha del ataque pepinero fue interceptado por Mantovani con la mala suerte que la dirección no fue la correcta y terminó entre las mallas de su compañero. Algo que otro tiempo hubiese sido normal, que el Lega ganase con un gol de Mantovani, se había convertido en una funesta casualidad.

El Lega había vivido durante la primera parte sin mayor ambición que no pasar un mal rato, ni de fútbol ni de frío. El Huesca vivía su adiós a la categoría y los blanquiazules tenían que pasar el trámite y el trago. Por si la cosa se ponía más seria en los últimos instantes de la primera parte se anuló un gol a cada equipo por sendos fueros de juego que no necesitaban casi ni de VAR, pero por si acaso no hubo duda.

Llegó el descanso sin ver junto a Martín y Alex, aquella pareja de argentinos que se metieron a la afición de Butarque en el bolsillo. Pero la primera gran alegría para los pepineros llegó de la mano de otro argentino: Ezequiel Muñoz. 36 partidos después, que se dice pronto, apareció vestido de corto en un partido oficial. Golpeado Omerou pidió el cambio. Llegó el cambio y volvió un futbolista a la disciplina de Pellegrino antes del cierre de la temporada.

El partido

El compromiso mientras iba por otro lado. Al Lega le había dado por apretar las tuercas a la cita y dar la sensación de que quería algo más. Pero la cita tenía guardada otra casualidad inesperada: un gol de cabeza… Sí, de Mantovani. Se quitaba un peso de encima igualando lo que había hecho. Pedía perdón a los que habían sido su afición y le cambiaba la cara al bueno de Martín. Quien le iba a decir…

En la SD Huesca también había momentos para los homenajes, en especial para uno de ellos: Juanjo Camacho. A sus 38 años recibió el brazalete de Melero, se lo colocó para disfrutar de su última media hora como futbolista en activo. La ocasión lo merecía. Las despedidas se llenan de emociones precisamente en el punto final. Por cierto, a 20 minutos del final no había aparecido por el campo el añorado Alex Syzmanovski.

Y apareció Syzmanowski

El tramo final, los últimos 20 minutos, el adiós a la tercera temporada del Lega en Primera, era un esperar a ver lo que podía pasar. Y pasó. A 10 minutos del final apareció por el campo, por fin, Alex Syzmanovski. La cuenta de días ‘desaparecido’ era de más de 500 días, pero la noche regaló juntos en el campo a aquel par de argentinos que tantas alegrías dieron.

Ya daba igual. Alberola Rojas podía pitar el final cuando quisiera. El círculo se había cerrado. Todo había pasado según el mejor guión de un guionistas de emociones. La SD Huesca iba a cerrar su año en Primera, pero ese guionista tenía más. Otro gol de Mantovani, en este caso para los suyos. Otra vez de cabeza. Otra vez pidiendo perdón. ¡Que grande es el fútbol!

LaLiga (Jornada 38ª)
SD HUESCA, 2; CD LEGANÉS, 1
SD HUESCA: 25. Jovanonic; 21. Herrera, 14. Javi Galán, 4. Diéguez, 3. Etxeita (2. Mantovani, 30′); 6. Moi Gómez, 17. Rivera, 8. Melero, 19. Chimy Ávila; 22. Enric Gallego y 20. Juanpi (11. Alex Gallar, 70′).
CD LEGANÉS: 29. Andry Lunin; 2. Juanfran, 15. Rodri Tarín, 4. Diego Reyes, 24. Omerou (19. Ezequiel Muñoz, 52′), 14. Kravets (11. Syzmanowski, 80′); 23. Vesgta, 21. Rubén Pérez, 27. Óscar; 9. Carrillo (26. En-Nesyri, 67′) y 25. Braithwaite.
ÁRBITRO: Alberola Rojas (Colegio Castellano-Manchego). Amonestó a los visitantes Omerou (17′).
GOLES: 0-1 (39′). Mantovani, en propia puerta, tras un centro de Juanfran desde el lado derecho. 1-1 (55′). Mantovani, de cabeza tras una falta botada por Juanpi. 2-1 (82′). Mantovani, de cabeza.
INCIDENCIAS: El Alcoraz. 5.575 espectadores.

Publicidad

Secciones